SOBERANÍA ALIMENTARIA EN LOS COLEGIOS

Publicado 13 junio, 2012 por Ana Maria Peña

Un informe que analiza el sector de la restauración colectiva, sus características, sus cifras, quién está detrás de este sector monopolizado o los modos en que se realiza la contratación pública de estos servicios.
Este extenso documento da a conocer, a modo de alternativa, iniciativas de comedores ecológicos y de proximidad en Extremadura, Baleares, Andalucía y la escuela de Larrabetzu.Estos cuestionaron el modelo de gestión de los comedores escolares, en manos de grandes empresas de restauración, y reivindicaronr su aprovisionamiento y autogestión local como vía de desarrollo económico sostenible  de la zona. Han desarrollado un modelo de autogestión del comedor escolar basado en el consumo de productos adquiridos a los comercios locales, El informe da a concer un escenario “preocupante” en los comedores escolares del estado español, acaparados por parte de las grandes empresas de restauración y donde los menús “no son especialmente saludables” ya que existe “comida precocinada” y “pocos alimentos frescos” y no son “sostenibles” debido al “uso excesivo de envasados” y “materias primas compradas en zonas muy alejadas”. El informe también denuncia que ante la actual situación de crisis “se están fijando unos precios de menú a la baja en detrimento de la calidad de los alimentos”.
Señala, asimismo, que el sector de colectividades está inmerso en un proceso de concentración en un grupo de empresas de catering, que compran la materia prima “en zonas muy alejadas de los comedores”.
Un ejemplo de que el modelo “se puede cambiar” lo constituye la escuela pública de Larrabetzu, cuya asociación de padres tomó la decisión en 2008 de gestionar ella misma el comedor escolar y se opuso al servicio de catering que contrata el Gobierno vasco.
Según los miembros de dicha asociación Albert Escobal y Patxi Gaztelumendi, el modelo de autogestión adoptado -en el que los alimentos se adquieren en el mercado local y se preparan en la cocina del centro educativo- ha resultado ser beneficioso para la salud de los escolares y para el fomento del sector primario de la zona y también ha funcionado desde el punto de vista económico.
Las familias de los escolares abonan 4 euros por menú y día y con ese dinero se paga la comida y el sueldo del personal que atiende la cocina y el comedor, según han explicado.
Han señalado, en contraste, que las familias de los niños que acuden a las escuelas servidas por catering pagan también 4 euros al día, que cubre un 30 % del coste de la comida y el resto (7 euros) son subvencionados por Educación.
Teniendo en cuenta que las familias de alumnos del colegio de Larrabetzu no reciben dicha subvención tras optar por la autogestión del comedor escolar, en el que se atiende a unos 200 niños, los miembros de la asociación de padres del centro han evidenciado que en tres años han ahorrado al Gobierno Vasco unos 600.000 euros.
http://www.tierra.org/spip/IMG/pdf/soberania_alimentaria_en_el_cole.pdf
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: